Jueves, 20 de octubre de 2016

Semana 42. 294/72
Adelina.

Aunque existen algunas referencias bíblicas de la existencia de un documento o salvoconducto para cruzar una frontera o fortaleza, lo más parecido al actual pasaporte aparece durante el reinado de Enrique V de Inglaterra cuando, en un acta parlamentaria de 1914 se habla de un documento firmado por el jerarca, necesario para que cualquier persona, inglesa o no, pudiera viajar. A partir de 1540, la emisión del documento de viaje correspondió al Consejo Privado, aunque existe el debate de si ya se le llamaba pasaporte, palabra que derivaría de la idea de la gente que cruzaba a través de los puertos marítimos o las entradas de las murallas (portes, en francés).

.- Todas las Historias extra-ordinarias

.- Todos los capítulos de Tantos hombres y tan poco tiempo


Comentarios