Viernes, 08 de diciembre de 2017

Semana 49. 342/23
Inmaculada.

Las piedras que hay debajo de la vía de los trenes no son decorativas ni un capricho de los ingenieros. Las piedras, llamadas balastros, se extienden sobre la explanación de los ferrocarriles para asentar y fijar sobre ellas las traviesas (las piezas de madera o cemento que unen los raíles). Además, actúan como si fuesen un muelle que amortigua las vibraciones que el tren produce en el terreno. También absorben el agua de la vía férrea para reducir accidentes.

.- Todas las Historias extra-ordinarias

.- Todos los capítulos de Tantos hombres y tan poco tiempo


Comentarios