S?bado, 26 de febrero de 2005
Semana 8. 57/308
N?stor

Cuenta la leyenda que un posadero italiano vio desnuda a la diosa Venus. Impresionado por la perfecci?n de su ombligo, quiso recrear aquel detalle perfecto.
?Pero c?mo, si no era ni pintor ni escultor? Lo hizo en la cocina, con la masa de la pasta.

La manipul? mil veces hasta lograr la forma deseada. Al resultado lo llam? tortellini, que popularmente son conocidos como ?ombligos de Venus?.
Comentarios