Lunes, 29 de junio de 2009

Semana 27. 180/185
Pedro. Pablo.
Fiesta en las ciudades de Burgos, Castellón y Zamora.

El invento del plumero tiene a sus espaldas un grave conflicto conyugal que comenzó cuando la joven estadounidense Susan Hibbard tuvo la ocurrencia de no tirar las plumas de los pavos que cocinaba y formar con ellas un ramillete con el que quitaba rápidamente el polvo de los muebles. Lo curioso es que quien solicitó la patente del plumero fue su marido, por lo que Susan se separó e inició un duro procedimiento judicial. Por fin, en 1876, el plumero quedó registrado como idea de Susan.

.- Todas las "Historias extra-ordinarias"

.- Todos los capítulos de "Tantos hombres y tan poco tiempo"


Comentarios