Lunes, 09 de enero de 2012

Semana 2. 9/357
Eulogio.

Ingerir líquidos con una pajita tiene más inconvenientes que beber en vaso. El principal es que facilita la entrada de aire en el tubo digestivo, lo que no es recomendable para quienes sufren aerofagia. A modo compensatorio, la pajita resultaría beneficiosa para los "adictos" a las bebidas dulces, ácidas o gaseosas. Al aspirar el líquido se reduce su contacto con el esmalte dental y, por tanto, el riesgo de caries y la formación de placa. No obstante, esta protección de la pajita sólo es efectiva si se evita distribuir el líquido por la lengua y el paladar.

.- Todas las "Historias extra-ordinarias"

.- Todos los capítulos de "Tantos hombres y tan poco tiempo"


Comentarios