Mi?rcoles, 18 de abril de 2012

Semana 16. 109/257
Perfecto.

Que la lengua se quede pegada al hielo tiene que ver con la transferencia de calor de la saliva, ya que el calor pasa de forma natural hacia los objetos fríos. La saliva de la lengua está más caliente que los objetos congelados, por eso, cuando tocamos hielo con la lengua, la saliva se enfría por la transferencia de calor. Una vez que la saliva ha perdido su calor, no puede recuperarlo antes de congelarse, así que forma una nueva estructura de cristales junto con la superficie helada. Por eso la lengua se queda pegada y despegarla puede ser bastante doloroso.

.- Todas las Historias extra-ordinarias

.- Todos los capítulos de Tantos hombres y tan poco tiempo


Comentarios