Lunes, 19 de noviembre de 2012

Semana 47. 324/42
Crispín.

En noviembre de 1878, solo dos años después de que Alexander Graham Bell patentara el teléfono, se publicó la primera guía telefónica. Compuesta por un total de apenas 20 páginas apareció en New Haven, Connecticut, para los 391 suscriptores del servicio en esa ciudad, dividido en dos secciones: la blanca, para particulares, y la amarilla, para los negocios. En él no aparecen los números telefónicos de éstos, sino solamente sus nombres. Curiosamente, incluye instrucciones para comportarse en una llamada; por ejemplo, " si quiere iniciar una conversación con otro suscriptor diga "!hola!". El libro advierte que para utilizar el teléfono poco más de tres minutos o más de dos veces en una hora es obligatorio pedir autorización a la compañía.

.- Todas las Historias extra-ordinarias

.- Todos los capítulos de Tantos hombres y tan poco tiempo


Comentarios