Domingo, 29 de abril de 2018

Semana 17. 119/246
Catalina.

Los frutos maduros, como los tomates y los plátanos, liberan etileno o etano. Esta sustancia se conoce como el “gas madurador” y se ha usado durante siglos para acelerar artificialmente la maduración de la fruta. Los egipcios hacían agujeros en los higos para que saliese el gas; en la antigua China se quemaba incienso para liberar etileno, y los camiones de alimentos modernos bombean el gas sobre la fruta para que esté madura cuando llegue al supermercado. En casa se puede hacer lo mismo aunque de una manera más artesanal poniendo un fruto productor de etileno como el plátano junto a una fruta verde y madurará antes.

.- Todas las Historias extra-ordinarias

.- Todos los capítulos de Tantos hombres y tan poco tiempo


Comentarios