Martes, 13 de noviembre de 2018

Semana 46. 317/48
Leandro.

Los denominados "huevos centenarios" son una delicatessen de la gastronomía china. Se trata de huevos de pato que pasan por un periodo de maduración de como mínimo un mes que les confiere un color y un olor muy característico. Sus orígenes se remontan a la dinastía Ming (1368-1644). El primer paso para hacerlos consiste en sumergir los huevos crudos en una mezcla pastosa de cal, carbonato cálcico, té y ceniza. Luego se cubren con arroz y se deja que fermenten durante al menos veinte días, al final de los cuales se añade una pizca de óxido de plomo para que la fermentación no se pase de rosca. El resultado es un alimento nutritivo y que se comercializa sin riesgo para la salud hasta seis meses después de su elaboración.

.- Todas las Historias extra-ordinarias.

.- Todos los capítulos de Tantos hombres y tan poco tiempo.


Comentarios