Mi?rcoles, 07 de agosto de 2019

Semana 32. 220/146
Cayetano.

La palabra cremallera proviene del francés crémaillère, el nombre de la pieza de metal que, en las antiguas cocinas, mantenía el caldero colgado sobre el fuego. Pero curiosamente, en ese país vecino llaman a ese accesorio fermeture eclair, cierre relámpago, denominación que recibe tambien en algunos países de América. También se le conoce como cierre, a secas, y zipper o zíper, debido al sonido que hace. Por cierto, las primeras cremalleras se oxidaban con el agua, de modo que, cada vez que se lavaba una prenda, había que descoserlas y coserlas de nuevo en su sitio.

.- Todas las Historias extra-ordinarias.

.- Todos los capítulos de Tantos hombres y tan poco tiempo.


Comentarios